Martes, 22 de Enero de 2019      

Departamento Albardón

ALBARDÓN, UNA HISTORIA, (Primera parte), perteneciente al BIHA (Banco de Información Histórica de Albardón). Se trata de imágenes que complementan el trabajo de recopilación, clasificación y análisis de documentos y fotografías pertenecientes a nuestra historia albardonera. Este material forma parte de la Primera Muestra Histórica exhibida en la Casa de la Historia y la Cultura.
ALBARDÓN, UNA HISTORIA, (Segunda parte), perteneciente al BIHA (Banco de Información Histórica de Albardón). Se trata de imágenes que complementan el trabajo de recopilación, clasificación y análisis de documentos y fotografías pertenecientes a nuestra historia albardonera. Este material forma parte de la Primera Muestra Histórica exhibida en la Casa de la Historia y la Cultura.
Departamento Albardón

Características

El Departamento Albardón está ubicado en el centro sur de la provincia de San Juan. Tiene una superficie de 945 km2 . Limita al norte con Jáchal, al este con Angaco, al sur con Chimbas, mediante el río San Juan, y al oeste con Ullum.
Según el Censo 2010, la población de Albardón llega a 23.888 habitantes, es decir un 17 por ciento más que en 2001, cuando se registraron 20.413 pobladores.
La Villa General San Martín es su villa cabecera, en tanto que otras localidades de importancia son Campo Afuera, El Rincón, El Topón, La Cañada, Las Tapias, Las Lomitas, Las Tierritas y Villa Villicum.


Distancias

Ciudad de San Juan a Albardón: 10,13 km Distancia en línea recta / 11,6 km Distancia en ruta / 15 min Tiempo estimado del viaje
Ciudad de San Juan a Las Lomitas, Albardón: / 17,9 km Distancia en ruta / 25 min Tiempo estimado del viaje



Paisaje y clima

Albardón está ubicado en un espacio encerrado al este por la serranía de Pie de Palo y al oeste por las Sierras de Villicum. Hacia el sur se han formado lomadas, producto de la erosión. En el lugar abunda la jarilla.
Albardón está ubicado en un espacio encerrado al este por la serranía de Pie de Palo y al oeste por las Sierras de Villicum. Hacia el sur se han formado lomadas, producto de la erosión. Por último, se extiende la llanura de piedemonte.

En cuanto al clima, presenta veranos calurosos e inviernos moderados. Las lluvias son escasas, como en toda la provincia, pero Albardón tiene menor número de heladas que el resto de la zona agrícola.

La flora del lugar abunda en jarilla, jume, retamo, chañar y algarrobo. La fauna autóctona está representada por zorros, hurones, vizcachas, urracas, águilas y pumas.

En el límite con el departamento Ullum, se encuentra la Reserva Natural Loma de las Tapias, una de las áreas protegidas de la provincia.

La mayoría de los cultivos de Albardón son viñedos.
Actividad económica

Albardón es un departamento con una importante producción agrícola que ocupa, según datos de 2007, casi 3.500 hectáreas. De éstas, el 70 por ciento está destinado a la vid, cuyo cultivo es de gran importancia económica para el departamento. La producción albardonera está incorporada al comercio económico regional a través del Mercosur.

Una de las tradicionales muestras de caballos peruanos criados en Albardón.
El resto de la superficie cultivada la ocupan preferentemente frutales –entre los que se destacan el ciruelo, damasco y durazno- y pasturas. Son numerosos los emprendimientos frutihortícolas en el marco de programas de diferimientos impositivos, destinados al cultivo de verduras y frutas tempranas, así como a plantas florales.

Albardón es también lugar de cría de caballos de paso peruano y argentinos destinados a actividades deportivas y recreativas. Estos emprendimientos han obtenido distinciones nacionales e internacionales.

A nivel industrial, desde fines del siglo XIX, cuando aparece en San Juan el fenómeno de la pequeña bodega, Albardón tiene una gran proyección económica a nivel provincial y nacional. A las grandes extensiones de viñedos se les sumaron las bodegas familiares. El impacto fue tan importante, que durante el siglo XX la economía departamental dependía exclusivamente de este cultivo y de la creación de establecimientos industriales muy importantes como Resero S.A., Montilla o Carrascosa, entre otros.

Otra actividad en la que se destaca Albardón a nivel nacional e internacional es la minería. La principal explotación minera es la de las cales puras e impuras y el travertino. Al norte del departamento se ha instalado un horno que procesa piedra caliza, considerado unos de los más grandes de Sudamérica por su producción y los avances tecnológicos incorporados.


La fábrica de galletitas
El frente de la fábrica que ocupa numerosa mano de obra departamental.
Desde marzo de 2004 funciona en Albardón una fábrica de galletitas cuyas instalaciones habían comenzado a levantarse en 1976. Ese año el holding empresario Sasetru (Salimei, Seitún y Trucco) comenzó la construcción, pero la Nación no dio los subsidios prometidos y en 1980 Sasetru declaró la quiebra. Desde ese momento hubo varios intentos de gobiernos locales y nacionales para abrir la fábrica, pero ninguno tuvo éxito. Gracias a los beneficios de la promoción industrial, el grupo Dilexis SA compró la fábrica en 1996, luego de la quiebra de Sasetru.
El 23 de marzo de 2004, el presidente Néstor Kirchner la puso en funcionamiento.


Parque Industrial de Albardón, cuando recién comenzaron las obras.

Un parque industrial propio

El 7 de mayo de 2010 fue inaugurado el Parque Tecno Industrial Albardón, que en su primera etapa de ejecución abarca 140 hectáreas, de un total destinado de 845. Enmarcado en el Programa de Ordenamiento Territorial y Desarrollo Urbano y Rural del departamento y ubicado al noreste de Ruta Nacional Nº 40, este parque será el mayor en su tipo en la provincia. Está orientado a localizar industrias de tecnología metalmecánica, electromecánica, electrónica y de servicios técnicos a la producción minera. Punto central del polo productivo norte de la provincia, el parque funcionará como base operativa de proyectos productivos e industriales de gran envergadura, en equilibrio con la comunidad y el medio ambiente y con un acceso fundamental a las principales rutas nacionales.

Servicios y accesos

Desde el punto de vista administrativo y comercial, el departamento Albardón cuenta con sede municipal, comisaría, correo, bancos y un microhospital.
La villa cabecera y sus alrededores poseen numerosas tiendas, confiterías, comedores, restaurantes y lugares bailables. Algunas de sus vías interiores más importantes son las calles Nacional, Sarmiento y La Laja.

Con respecto a los servicios básicos, posee luz eléctrica y agua potable. En la zona de El Rincón, una pequeña central hidroeléctrica abastece a la fábrica de carburo ubicada en el margen derecho del río.
Funciona en Albardón una importante red de canales impermeabilizados y de tierra.

Para acceder al departamento se utiliza la ruta Nacional Nº 40 y se debe atravesar un puente sobre el lecho del río San Juan, que separa los departamentos Chimbas y Albardón. Inaugurado en 2004, este puente reemplazó a uno de los clásicos puentes de hierro. Hoy el Puente Sarmiento, habilitado en 1934, ha sido declarado patrimonio histórico y cultural del departamento.
La rotonda de acceso a Albardón.
Vista aérea del Centro Integrador Comunitario (CIC) de calle La Laja.
Puente sobre el rio San Juan que une a Albardón con Chimbas


Educación y cultura

Albardón posee establecimientos educativos de nivel inicial, primario y secundario, ubicados tanto en la villa cabecera, como en las otras poblaciones del departamento. Funcionan en su territorio numerosas bibliotecas públicas, entre las que se destaca la Biblioteca San Martín, de gran importancia histórica.

La escuela Nº 1000

En noviembre de 2010 la presidenta de la Nación, Cristina Fernández, inauguró en la localidad de Campo Afuera, en el departamento Albardón, la Escuela "Presidente Néstor Kirchner", la número 1000 inaugurada desde 2003 en el país. El nuevo recinto educativo es un establecimiento de nivel secundario que desde 2011 recibe a 341 alumnos. La institución está enclavada en una zona donde en los últimos años se habían entregado numerosas viviendas y barrios.
Edificio de la Biblioteca San Martín.
La foto muestra a la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, al gobernador José Luis Gioja, la intendenta de Albardón, Cristina López de Abarca y a la secretaria de Educación, Cristina Díaz durante el acto de inauguración de la Escuela Presidente Néstor Kirchner.

Cine Teatro Albardón
En julio de 2010 el Municipio de Albardón inauguró el Complejo Cultural Cine Teatro Albardón. Lo hizo a partir del rescate de un edificio que, construido después de 1944, había sido originariamente un cine. Tuvo después otros destinos y estaba abandonado desde 2005, cuando el municipio inició las gestiones para su expropiación.

Este complejo es espacio para las actividades y propuestas culturales desarrolladas por instituciones, academias y fuerzas vivas de la comunidad albardonera, como así también una alternativa para reforzar la agenda de propuestas culturales de la provincia.

Con una capacidad para 220 espectadores, en butacas rebatibles de guatembú, tapizadas en pana, la sala –acondicionada térmicamente- cuenta con un escenario sobreelevado, telón automatizado, sistema de iluminación y sonido y vestuarios, entre otras comodidades.
La imagen muestra el frente del Cine Teatro Albardón, un complejo cultural de gran importancia para el departamento y la provincia.
La imagen muestra el interior del Cine Teatro Albardón, un complejo cultural de gran importancia para el departamento y la provincia.


Turismo

Ingreso a las Termas de La Laja.
Albardón es un departamento con numerosos atractivos turísticos.
Uno de los más conocidos es el de los baños de la localidad de La Laja. El lugar ofrece aguas termales de comprobadas virtudes terapéuticas, así como un camping recreativo.

Autódromo El Villicum.
Otros importantes espacios recreativos son el dique Ávalos y el autódromo El Villicum.
Un clásico desde hace algunos años es la Fiesta de Albardón que organiza el municipio en el mes de enero, con motivo del aniversario departamental. Se trata de una manifestación artística y cultural que reúne a toda la familia sanjuanina en torno a sus tres noches, por las cuales desfilan grandes artistas nacionales, provinciales y del departamento.
Además del espectáculo que se realiza en un gran escenario, cada año hay más ranchos típicos, stands con productos y artículos regionales, así como exposiciones de artesanos locales y de otros departamentos. Esta fiesta año tras año cobra más relevancia y prestigio por la diversidad de propuestas que se suman.

Para los visitantes Albardón cuenta, desde hace poco tiempo, con una novedosa propuesta de alojamiento constituida por posadas de campo, casas de alquiler, departamentos, cabañas y cuatro campings equipados.

Un gran atractivo para el deporte aventura es el Aeródromo “AeroClub”La Laja.
El 27 de febrero de 1975 un grupo de pilotos de planeador, la mayoría recibidos en Centro de Aviación Civil San Juan (Aeroclub San Juan, Pocito), fundaban el Aeroclub La Laja. Su objetivo principal es fomentar el deporte de vuelo en todos sus tipos. Inicialmente llamado “Club de Planeadores San Juan”, en la actualidad ha habilitado una Escuela de Vuelo.
Gran cantidad de público asiste todos los años a la Fiesta de Albardón, en enero.
Una gran actividad despliega durante todo el año el Aeroclub La Laja.


Historia

Antes de la llegada de los españoles, las tierras de Albardón estaban ocupadas por los huarpes, quienes vivían del cultivo del maíz, zapallo, sandía y melones.
Posteriormente a la llegada de los conquistadores y durante mucho tiempo se incluyó con la denominación de Valle de Angaco a los actuales departamentos de Albardón, Angaco y San Martín. Se identificaba a la zona de Albardón por el Fortín Las Tapias, que en la actualidad está representado por un típico mangrullo.
La palabra Albardón, en idioma castellano, representa una especie de "Cordón de Tierra" o loma que sale sobre un terreno. Según cuenta la tradición, esto fue lo que vio el español sobre el lado norte del río San Juan y de acuerdo con esta característica se definió el nombre de la zona.

Durante el gobierno de Camilo Rojo y por ley promulgada el 24 de enero de 1866 se creó la Villa General San Marín en Albardón, razón por la cual esa es la fecha del aniversario de este departamento, aunque fue recién la Ley Municipal del 9 de diciembre de 1869 la que reconoce a Albardón como uno de los 18 departamentos en que se dividía la provincia.
Paseo Cultural Réplica "El Mangrullo", ubicado en Castelli y Belgrano, Villa San Martín.
El departamento está bajo la protección de Nuestra Señora de los Desamparados, que tiene su parroquia en la Villa San Martín, lugar donde se realiza la fiesta patronal en el mes de mayo. Las campanas de la parroquia se caracterizan por ser muy antiguas y haber sido construidas artesanalmente.

LAS LOMITAS / ALBARDÓN

Los que todavía esperan el tren

Cerca de la estación vive la gente que trabajó en el ferrocarril. Y aunque el último pasó hace 6 años, muchos creen que algún día volverá a pasar.

Moles amarillas con techos de tejas, al costado de la vía. Sólo la ropa colgada en las sogas da señales de vida en el lugar. Cada tanto, un perro ladra desde el fondo de estos caserones que tienen más de 60 años. Un hombre se aposta en el andén con la mirada perdida en el cerro Villicum. Hace seis años que esas vías no sienten el peso de un vagón cargado de cal. Pero en la gente que vive en el lugar está latente la sensación de volver a ver el tren estremeciendo las entrañas de la tierra.
Ese es el aire que se respira en las zonas aledañas a la ex Estación del Ferrocarril Manuel Belgrano Las Lomitas, que está en Albardón. Un lugar en el que todavía vive gente que trabajó en los trenes. Unas 7 familias ocupan las casas que Ferrocarriles Argentinos mandó a construir para sus empleados, en la década del "40. Esta estación fue una de las más importantes de la provincia porque allí se hacían los cargamentos de cal, piedra y vinos, para llevar a Buenos Aires.

Las Lomitas / Albardón

Las Lomitas / Albardón. Néstor Arroyo / Del tren a la piedra. Sus manos esculpen el travertino a la perfección. Pasa la mayor parte del día dando formas a la piedra blanca que él mismo trae desde la montaña. Dice que es artesano desde que nació y que va a terminar sus días con un martillo y un cincel. Esta es la nueva vida de Néstor Arroyo que, hasta antes de que se cerrara la estación, era ferroviario. Ahora, el hombre es un escultor muy buscado. Hizo varios altares para distintas parroquias de la provincia y pilas bautismales. Esto es además de los bustos, estatuas y revestimientos para viviendas. ¬ Dice que trae el "don de esculpir" desde la cuna. La afirmación la hace después de contar que su abuelo fue quien construyó el enorme caserón de piedra en el que vive. "Él hizo estas molduras, creo que el tema de la piedra lo heredé de él", dice Néstor, que esculpe mientras mira las vías del tren y un vagón abandonado en el lugar.

El tren le dio la vida al lugar. Pero también se la llevó con el último vagón que surcó sus vías. "Las cosas ya no son como antes. La gente sale a la calle para lo justo y necesario. A veces evitan mirar las vías. Muchos ferroviarios se murieron, otros se enfermaron y algunos se fueron después de que la estación cerró", dice Deolinda Fuentes, esposa de Angel Chávez, que fue el jefe de la estación hasta que la mandaron a cerrar en el año 2000. Ahora, las oficinas de la estación están clausuradas, pero Angel las mantiene como si en cualquier momento tuviese que llenar otra planilla de llegada o partida de un tren.

"Nunca me di cuenta de cuál fue el último tren. Empezaron a llegar con menos frecuencia... cada una semana, cada un mes... Una mañana me desperté, me paré en el andén y esperé, pero no pasó nada. Así estoy desde hace 6 años", dice Angel.

La estación está intacta. Las vías también. Como perros celosos, los que todavía están allí, cuidan el lugar. "Da la impresión que si algo se rompe, entonces el tren no vuelve más", dice Deolinda.

A veces, la nostalgia se les mezcla con la incertidumbre. Las casas no están a su nombre y dicen que viven de "prestado". Esto es a pesar de las gestiones que vienen haciendo desde hace tiempo. "Dicen que no nos van a correr. Pero uno nunca sabe. Es difícil pensar que hace décadas que estamos acá y que de un día para el otro el lugar se puede convertir en un pueblo fantasma, como pasó con Talacasto", dice Angel.

El paisaje

Es una de las zonas más urbanizadas de Albardón. Está a 4 kilómetros de la plaza departamental y se llega por la calle La Laja. El nombre del lugar se debe a que el terreno tiene pronunciadas lomas, que hacen que sus calles estén plagadas de badenes.

La gente

Viven unas 1.000 personas. Son 7 las familias que viven en las casas del ferrocarril. Hay una escuela que está sobre calle La Laja y un centro asistencial. En el club Deportivo La Laja se concentra la mayor cantidad de actividades sociales.

La economía

Los habitantes de la zona se dedican a diversas actividades para subsistir. Hay quienes tienen planes Jefes de Hogar. En la zona hay varios negocios. Pero la mayoría de la gente trabaja en la cosecha. Esta es una tarea que realizan en familia.

Fuente: Diario de Cuyo. 25 de Mayo de 2010



LA PUNTILLA / ALBARDÓN

Resistiendo los fantasmas

La Puntilla / Albardón

La Puntilla / Albardón

De las nueve casas que había en el lugar sólo tres quedan de pie. Los últimos ocho pobladores impiden que se transforme en un pueblo sin gente.



Por tres casas no es un pueblo fantasma. Pero a juzgar por el éxodo de los últimos 20 años, no queda mucho para que la Puntilla, de Albardón, se convierta en una zona netamente de fincas y pierda el orgullo que históricamente ostentó: ser el último pueblo del departamento Albardón antes del río San Juan. La única calle del pueblo, la Fermín Monla, suele ser el camino alternativo entre el Oeste del Gran San Juan y la tierra del vino Moscatel, ya que muchos albardoneros y las maestras cortan camino por ahí cuando el río San Juan no lleva agua para llegar hasta Las Tapias o El Rincón. Históricamente la Puntilla fue un pueblo chico que no tenía más de 10 casitas. En este momento sólo quedan tres en pie. El resto se transformó en ruinas por las consecuencias de haber quedado deshabitadas. Esto facilitó el trabajo de los delincuentes que saquearon puertas, ventanas, palos y todo lo que se podía usar para otra construcción.

La Puntilla / Albardón. Todos trabajan la tierra, pero no son propietarios, sino obreros rurales. "Yo tengo ganas de irme de acá, por lo menos a Las Tapias. El año que viene mi hijo mayor tiene que ir a la escuela secundaria y lo más cerca que tenemos es la escuela nacional de Las Lajas, a 15 kilómetros", cuenta Jorge Guzmán.

Ahora la calle Monla llena de intriga al ver las casas abandonadas en la falda del cerro, con una vista única entre la aridez de la montaña, el verde de los cultivos y el lecho del río San Juan. ‘La gente se fue de aquí por las distancias. 20 años atrás esto parecía un pueblo. Las nueve casas que había aquí estaban habitadas. Todos trabajaban la tierra, hacían sus conservas, sus dulces y en las casas se plantaban flores y se tenían animales‘, rememora con cierta amargura Juana Aciar, una jachallera que vivió la mayor parte de su vida en este pueblo. Juana y su hijo Alberto, Jorge Guzmán, sus tres hijos y su esposa, y Máximo Moral, un anciano que se gana la vida como tractorista, son los ocho pobladores que quedan en la Puntilla. Y están resistiendo para que ese lugar no se transforme en un pueblo fantasma. Todos trabajan la tierra, pero no son propietarios, sino obreros rurales. ‘Yo tengo ganas de irme de acá, por lo menos a Las Tapias. El año que viene mi hijo mayor tiene que ir a la escuela secundaria y lo más cerca que tenemos es la escuela nacional de Las Lajas, a 15 kilómetros‘, cuenta Jorge Guzmán.

El paisaje

Lo más cerca que tienen en la Puntilla es Las Tapias, 5 kilómetros al Norte, donde hay una escuela, una iglesia y hasta donde llega el micro que los conecta con el resto de la provincia.

La gente

La Puntilla de Albardón es un pueblo de ocho habitantes. Allí vive una mujer mayor y su hijo, un anciano tractorista y la familia Aciar. A pesar de ser pocos, ellos representan con orgullo a todo un pueblo.

La economía

Las familias que viven en esta localidad albardonera, sobreviven gracias a la actividad agrícola, el mismo sustento de sus ancestros, que se asentaron en el lugar a principios del siglo XX.

FUENTE: Diario de Cuyo. 25 de Mayo de 1010




TIERRITAS / ALBARDÓN

Capilla de La Carrodilla, la niña mimada

Capilla La Carrodilla, en Las Tierritas, Albardón

Tiene forma de abanico y fue construida artesanalmente, en el 2001, por los vecinos. Se convirtió en la principal atracción.

"Bienvenidos a Tierritas, cogollito de alelí, bajo el amparo de La Carrodilla, este pueblo es feliz". La frase está tallada en un pedazo inmenso de madera colocado justo en la entrada del pueblo. La inscripción no hace más que resumir la filosofía de vida de los habitantes de Tierritas, que está en Albardón. Este es el modo de vida que adoptaron desde que su patrona, la Virgen de La Carrodilla, tiene su propia casa. Y no es para menos: se trata de una capilla que fue levantada a pulmón por los mismos vecinos y diseñada por Juan Diapolo, un viticultor y escultor albardonero. Todo esto hizo que se transformara en el tesoro más preciado del lugar.

Silvia Vega / La emprendedora. Se pasa la mayor parte del día entre frascos y enormes ollas de jalea hirviendo. Riega la quinta y hasta toma una pala a la hora de trabajar en la huerta. Se trata de Silvia Vega, que vive en Tierritas. Estas tareas las hace porque forma parte de una cooperativa que se formó en 1989, para combatir la crisis. Pero no es la única. La cooperativa está compuesta por 20 personas y varias son mujeres. "Todo empezó para que la mujer no se fuera a trabajar a la ciudad. Además, el trabajo era poco y decidimos juntarnos para producir semillas y comercializarlas", cuenta Silvia. Con el tiempo, la cooperativa se amplió y ahora se dedican también a la producción de dulces y conservas. Pudieron construir un galpón, donde se trabaja todo el día. "No es mucho lo que ganamos pero al menos llevamos unos pesos a nuestros hogares. Si no hacemos esto, la única alternativa que nos queda es ir al centro y trabajar como domésticas", dice Silvia.
Lo que le da un toque especial, además de albergar a la patrona de los viñedos, es el diseño original de la construcción. Desde lejos, parece un barco pintado de rosa viejo. Como si fuese un mástil, una enorme cruz de tronco de cepa sobresale del techo. A un costado se puede ver una campana. Pero lo más impactante es el interior. Tiene forma de abanico y el altar de travertino, ubicado en el vértice, es triangular. Justo detrás del altar cae un chorro de luz natural, dándole al sitio un toque casi celestial. Es que ahí el techo está cubierto con vidrio, pero no se ve. Y a un costado está la anfitriona del templo. Antes de estar en ese lugar, la imagen de la Virgen de La Carrodilla estaba en una gruta que hay en el puesto sanitario.

Todo esto hizo que la vida le cambiara por completo a la mayoría de la gente de Tierritas. Ahora celebran casamientos, bautismo y comuniones. Se turnan para cuidar el templo y organizan distintas actividades religiosas. Siguiendo la estética artesanal de la capilla, los pobladores colocaron por todos lados carteles tallados en maderas con leyendas religiosas tales como "La Virgen vive aquí" o "Aquí manda Cristo".

La gente

Viven unas 34 familias. Las casitas están distribuidas en dos calles principales: Huarpe y Las Heras. Hay una escuela, que tiene Primaria, a la que asisten 40 alumnos. Allí funciona el comedor infantil todos los días. También hay un puesto sanitario.

La economía

Los lugareños dicen que todos tienen trabajo. Hay diferimientos y fincas y no tienen planes sociales. Además, a fines de los "80 conformaron una cooperativa de semillas y conservas que comercializa Fecoagro. Todos los pobladores trabajan en el lugar.

FUENTE: Diario de Cuyo. 25 de Mayo de 2010




Municipio de Albardón
Dirección: Mitre 1968
CP:5419 - Villa General San Martín
TE: (0264) 49-11056/11180
www.albardon.gob.ar

Fuentes:
Censo Nacional 2010 – Datos provisorios – INDEC
Relevamiento Agrícola en la Provincia de San Juan. Ciclo 2006-2007.
Departamento de Hidráulica. Gobierno de San Juan.
San Juan – Nuestra Tierra. Ediciones Argentina.
Subsecretaría de Turismo, Cultura y Medio Ambiente. Gobierno de San Juan.
www.sanjuan.gob.ar
www.albardon.gob.ar
www.aeroclublalaja.com.ar

El 22 de enero de 1841 Juan Manuel de Rosas prohíbe a los buques mercantes la navegación de los ríos Paraná y Uruguay.
Seguir leyendo.


    Colaboran con este sitio

San Juan al Mundo - Servicios


Lo mejor de la TV

Lo mejor del cine

Qué comemos hoy?

Sorteos

Radios online

Diarios del mundo

Autos

Qué hacer en San Juan

Humor

Servicios y datos de interés

Trámites y contactos

Temas generales

Blogs del mundo
USO DEL MATERIAL DE LA FUNDACIÓN


QUIENES SOMOS CONTACTO SUSCRIBIRSE


Diario la Ventana | Bataller Intimista | La Ventana San Juan | El Nuevo Diario