Lunes, 22 de Octubre de 2018      

La tortuosa historia de la CAVIC

Sobre las estructuras de la Bodega del Estado que Cantoni había creado en la década del ´30, otro bloquista, Leopoldo Bravo, decidió crear la CAVIC. Su historia es la de años de irregularidades, intervenciones y, finalmente, liquidación. Esos años de vida de la Corporación Agroeconómica Vitícola y Comecial de San Juan son los que relata en este artículo Juan Carlos Bataller.

Por:
Juan Carlos Bataller

En la foto se ven camiones descargando en la Bodega del Estado. Los viñateros apoyaron masivamente a la empresa en los primeros años. Luego vino el desastre.
Entre las obras más discutibles de la primera gobernación de Leopoldo Bravo, está la creación de la CAVIC, sigla de Corporación Agroeconómica Vitícola y Comercial.
La iniciativa surgió porque en 1963 los excedentes vínicos prometían una temporada desastrosa para los precios del vino y la CAVIC fue la respuesta de Bravo al problema.

Para ponerla en marcha el gobierno usó como base la vieja estructura de la Bodega del Estado -que 30 años antes había creado Cantoni en la calles Benavídes y Tucumán y había sido refaccionada por Américo García -, y en sólo dos meses la transformó en una bodega industrializadora.
CAVIC no sólo fue una bodega sino también una oficina de empleos. Como que se contrataron 1.200 operarios.
En la primera gobernación de Leopoldo Bravo fue creada la Corporación Agroeconómica Vitícola y Comercial (CAVIC). La base de operaciones de la firma que reunía a más de 10 mil viñateros de la provincia fue la antigua Bodega del Estado creada por Cantoni en los años ‘30 y refaccionada durante el gobierno de Américo García. En esta foto, tomada en 1964, aparece el gobernador durante una recorrida que hiciera a la bodega.
El Estado instaló cuatro moliendas con fermentadores continuos con una capacidad de 750.000 litros cada uno y la bodega comenzó a funcionar.

Fue entregada a los viñateros para que se ocuparan de su administración y conducción. Don Eusebio Baltasar Zapata fue su primer presidente y más de 3.000 pequeños productores se inscribieron para participar y ellos mismos eligieron a sus autoridades.

Para la temporada 63/64, la CAVIC comenzó a comprar uva estableciendo un precio rentable para los productores. Y al entrar en el mercado con volúmenes tan fuertes, el resto de las bodegas tuvieron que amoldar sus precios a los establecidos. Los bodegueros se quejaron en vano de esta política que distorsionaba el libre juego de la oferta y la demanda.

Las internas en sus directorios hicieron que en años posteriores la CAVIC fuera varias veces intervenida. Su conducción fue acusada de crear problemas económicos y graves irregularidades que derivaron en causas judiciales y arresto para algunos de sus directivos e incluso de sus interventores.
1979 - Votación en la CAVIC Esta foto fue tomada a fines de la década del 70 y constituye toda una curiosidad. Un viñatero da vuelta un tonel utilizado como urna en una votación de la entidad. Al fondo se ve al presidente de la corporación, Faustino Cattaneo.
Juan Carlos Yanello, fiscal de primera instancia, en marzo de 1980 expresó que el interventor detenido ese año “comprometió el patrimonio de CAVIC en un lapso menor a 4 meses por un monto aproximado a los 55 millones de dólares, lo que equivale casi al costo de la presa de Ullum o al presupuesto de la provincia”.

Para salvar la empresa, en julio de 1980 los viñateros decidieron en asamblea por 1.846 votos a favor y 6 en contra la transformación de la corporación en una cooperativa sin participación estatal. El sufragio fue secreto y en cuartos oscuros. La empresa se entregó saneada de deudas por 78 millones de dólares y con gran cantidad de vinos.

En 1986 surgieron los primeros interrogantes sobre un contrato de concesión de explotación industrial entre la cooperativa y la firma Viñedos y Bodegas Regionales San Juan S.A., debido a que el documento revelaba que los vinos que el gobierno había depositado en el establecimiento estaban en mal estado. El gobierno intimó al Consejo de Administración de la CAVIC por supuestas irregularidades, sustituciones y ventas fraudulentas en las partidas de vino de propiedad del Estado.

Por entonces la falta de credibilidad ganada en el ambiente vitivinícola, más la imposibilidad de acceder a créditos para refinanciar el enorme pasivo acumulado, terminaron de liquidar a la agonizante CAVIC. Ya ni siquiera podía despachar vino porque no tenía caldos de su propiedad.

En 1991 la cooperativa se declaró en quiebra.

A partir de ese momento fue clausurada y cesó definitivamente su actividad comercial. Finalmente en noviembre de 1994 los bienes fueron rematados para pagar a los acreedores.

Ver libros del autor



Fuentes:
- El San Juan que Ud. no conoció – Juan Carlos Bataller
- El Siglo XX en San Juan – Juan Carlos Bataller y Edgardo Mendoza


Volver al indice de trabajos de Juan Carlos Bataller
La historia de la vitivinicultura en San Juan
Pioneros de la vitivinicultura sanjuanina

› Encuesta


El 22 de octubre de 1831 Juan Manuel de Rosas y Estanislao López se reúnen en Rosario.   El gobernador de la provincia de Buenos Aires Juan Manuel de Rosas y su par santafesino, brigadier...
Seguir leyendo.

San Juan al Mundo - Servicios


Lo mejor de la TV

Lo mejor del cine

Qué comemos hoy?

Sorteos

Radios online

Diarios del mundo

Autos

Qué hacer en San Juan

Humor

Servicios y datos de interés

Trámites y contactos

Temas generales

Blogs del mundo


QUIENES SOMOS CONTACTO SUSCRIBIRSE


Diario la Ventana | Bataller Intimista | La Ventana San Juan | El Nuevo Diario