Sábado, 15 de Diciembre de 2018      

Ruperto Godoy

RUPERTO GODOY. 1947 - 1950

El apellido Godoy siempre estuvo emparentado con la política sanjuanina. Pero el Ruperto Godoy que en los años ’40 llegó a la Casa de Gobierno pasó a ganarse un lugar en la historia sanjuanina como el gran pacificador de los enfrentamientos que durante tantos años ensombrecieron la vida política lugareña.

Por:
Juan Carlos Bataller

Don Ruperto no tuvo una infancia feliz. Era hijo de Ruperto Godoy Carril, quien también fuera gobernador de San Juan y hombre de fortuna, quien se casó con una mujer mucho más joven, doña Elena Gallo.

Ruperto Godoy 1946-1947. Vigésimo Quinto Vicegobernador

Godoy había nacido el 28 de marzo de 1898 y cuando sólo tenía seis años muere su padre y su madre se casa con Eusebio Zapata, con quien tendría otros dos hijos, Eusebio Baltasar que llegaría a ser importante hombre público y Josefa (Nena), casada con Carlos Guell.

Foto tomada a comienzos de 1950, pocos meses antes del fallecimiento del entonces gobernador Ruperto Godoy. Tuvo colaboradores que luego llegarían a ser parte de la historia sanjuanina. Aparecen el entonces diputado nacional Eloy Próspero Camus, y el ingeniero Juan Victoria, quien durante el gobierno de Frondizi fue presidente del Consejo de Reconstrucción. En el gobierno de José Augusto López, Victoria se desempeñó como ministro de Economía y fue el gran inspirador de la obra del auditorio que hoy lleva su nombre.

Ruperto es enviado a Buenos Aires con sólo 6 años, como internado del Colegio Lacordaire, donde realizaría sus estudios primarios y secundarios y egresaría con el título de bachiller.

Apellidos que se repiten Esta foto fue tomada en 1950. En ella aparecen el gobernador de San Juan, Ruperto Godoy (de traje blanco) el día que puso en funciones al fiscal de Estado, doctor Abel Soria Vega. Ruperto Godoy fallecería poco tiempo después luego de ser reelecto. Lo curioso es que los dos apellidos tienen plena vigencia en la vida institucional de San Juan. Soria Vega, tras ser fiscal de Estado se desempeñó como presidente de la Corte de Justicia. Su hijo, Abel Soria, es actualmente ministro de la Corte. A su vez, un nieto de Ruperto Godoy es el actual senador nacional del mismo nombre.

Pero no sólo había sido solitaria su niñez sino que una afección en una pierna lo dejó rengo, hecho que, sin duda, lo afectó en la juventud.

Hacia 1952, el sueño de la casa propia comenzó a tomar forma. El gobernador Ruperto Godoy entrega la primera cuota de un subsidio otorgado a la Liga para que construya su sede.

Ruperto Godoy se radicó durante un tiempo en Rosario, donde trabajó en la delegación del ministerio de Trabajo.

Ya de regreso en San Juan, Godoy –que era un enamorado de la política- militó en el Partido Demócrata Progresista y trabajó como martillero asociado con Novoa.

1950 - Inicio de Sesiones Legislativas / Fue la última vez que don “Peto” concurrió a la Cámara de Diputados de la provincia. Fue en oportunidad del inicio de sesiones del período legislativo de 1950. En la foto habla el gobernador Ruperto Godoy mientras observa, sentado a su lado, el presidente de la Cámara, Eusebio Baltazar Zapata. Godoy y Zapata eran medio hermanos, hijos de la misma madre, doña Elena Gallo. El padre de don Ruperto, Ruperto Godoy del Carril, también fue gobernador de San Juan y hombre de gran fortuna; murió siendo éste un niño.

La primera aparición política de Godoy en San Juan fue para las elecciones del 8 de noviembre de 1931 integrando la fórmula Arturo Storni – Ruperto Godoy que presentó la Alianza Demócrata Socialista que se opuso a Justo en la Nación. En esas elecciones obtuvieron 3.970 votos, el 13,2 por ciento, ocupando el segundo lugar detrás del bloquismo que con la fórmula Federico Cantoni – Vicente Cattani, superó el 70 por ciento.

1949 - Gobierno de Godoy / Durante una acto realizado a fines de los años 40 aparece el gobernador peronista Ruperto Godoy junto al ministro (luego sería gobernador de San Juan) ingeniero Rinaldo Viviani. Están también el arzobispo, monseñor Audino Rodríguez y Olmos; Eusebio Baltasar Zapata y el doctor Alfonso Barassi, entre otros. (Foto publicada en el libro “El San Juan que ud. no conoció” de Juan Carlos Bataller - Proporcionada por Belecha Barassi)

Pero hasta mediados de la década del 40, cuando se incorpora activamente al trabajo político junto al coronel Juan Domingo Perón, a Godoy se lo recuerda como un hombre muy sencillo, despreocupado por los negocios, absolutamente desinteresado en cuestiones de dinero, cuyo mayor pasatiempo era conversar con amigos en la Plaza 25 de Mayo, adonde se hacía llevar todos los días por un coche de plaza y actuar en el pequeño Partido Demócrata Progresista.

1947 - Godoy y los actores / “El camino de la Tabalada” se llamaba la obra y fue presentada en el Teatro Estornell el 13 de junio de 1947, en honor del gobernador Ruperto Godoy. En esta foto, junto al mandatario, posan los actores: el luego gobernador Rinaldo Viviani y Carlos Viviani. Entre los actores están quien luego sería el diputado Santana; Julia Vega, de larga trayectoria como cantante, conocida como “la alondra de los Valles Huarpes”, Antonio García (el famoso “Porteñito”), Antonio Ramos Blanco, Antonio Nicolás Harica, Raúl Quintana y Pedro Delgado. (Foto publicada en el libro “El San Juan que ud. no conoció” de Juan Carlos Bataller. Proporcionada por Antonio Nicolás Harica).

Y así habría, seguramente, transcurrido la vida de don Ruperto sino hubiera sido por la aparición en la escena política de Perón.

1949 – Reunión en el Club Español / Esta foto fue tomada en el Club Español el 14 de julio de 1949 y en ella se puede observar al gobernador Ruperto Godoy; el ingeniero Guillermo Aubone; el doctor Elías T. Amado; el presidente del Banco San Juan, Alfredo Marún; el gerente del Banco Nación, Carlos P. Hary; Rodolfo Martínez y Carlos Sáenz por el Banco de la Nación Argentina; Alfredo Serante de la Asociación Bancaria; José Iturrioz Sobral de la Federación de Viñateros; Armando Dubós del Centro de Bodegueros; por el departamento Sarmiento, Carlos Campodónico; por Rawson y Médano de Oro, Bautista Avellá; por el Centro Bodegueros de Mendoza, José C. Orfila y el presidente del Banco Nación, Mario M. Casas. (Foto proporcionada por Guillermo Aubone)

1947 - Godoy y Falcioni / El militar que aparece en la foto es el entonces jefe del RIM 22, coronel Alfredo Falcioni, padre de la doctora Ivelise Falcioni de Bravo. Lo acompaña el gobernador de la provincia, Ruperto Godoy. La foto fue tomada en ocasión de celebrarse una fecha patria en 1947. Las autoridades civil y militar desfilan por la ciudad en el auto Packard de la gobernación de San Juan. (Foto proporcionada por Ivelise Falcioni de Bravo)
1949 – Perón y Evita en San Juan / Fue la única vez que Juan Domingo Perón y Eva Duarte estuvieron juntos en San Juan. Ocurrió el 10 de abril de 1949. Gobernaba la provincia Ruperto Godoy. Después de recorrer y participar en actos en distintos sitios de la provincia, la comitiva se dirigió al departamento Rivadavia. Allí inauguraron el canal Perón. En realidad el canal ya existía pero había sido refaccionado y rebautizado. Tiempo después recuperó su nombre original, Ingeniero Quiroga. Es el que está al noreste del Partidor San Emiliano, donde nace. Sobre ese puente principal se ubicó el general y apretó el botón eléctrico y comenzó a vaciar el río sobre las cámaras desrripiadoras. En la ceremonia se izó la bandera nacional, se cantó el himno y bendijo las instalaciones el arzobispo de San Juan de Cuyo, monseñor Audino Rodríguez Olmos.

•••

Perón, Godoy y Cantoni

El 24 de febrero de 1946 se realizaban las elecciones.

1949 - Dirigentes de la política sanjuanina / Esta foto, de 1949, fue tomada en la Casa de Gobierno y aparecen reunidos políticos y dirigentes que marcaron una época de nuestra historia provincial. Se observa al gobernador Ruperto Godoy, al entonces diputado Eloy Próspero Camus, Ángel Manzini, Vicente Cattani, el ingeniero Juan Melis, Laureano Barragán y Nazareo Castro, entre otros.

El coronel Perón no tenía armada una estructura política en San Juan.

Su nombre recorría el país y atraía cada día más adeptos.

1950 - Ruperto Godoy en Chimbas / Esta foto, tomada en 1950, refleja el momento en que el gobernador de San Juan, don Ruperto Godoy, inaugura en el departamento de Chimbas, el alumbrado eléctrico de la avenida Benavides hasta la costa del río, además de la obra de pasantes de cunetas de la villa cabecera. Estos adelantos con que se vio beneficiado el departamento fueron gestionadas por el comisionado municipal Nazareo C. Castro, que gobernó la comuna por muchos años. (Foto y datos proporcionados por la familia Castro)

Pero para ganar elecciones había que contar con la fuerza de un partido organizado.

En San Juan existía un partido que en gran medida había llevado a la práctica en los años 20 y 30 muchas de las propuestas que representaba Perón.

1971 - Reunión de dirigentes sindicales / Eran los dirigentes más importantes del gremialismo argentino de aquellos años. José Ignacio Rucci era secretario general de la CGT; Lorenzo Miguel era el hombre fuerte del sindicalismo y se desempeñaba como secretario general de la Unión Obrera Metalúrgica. En San Juan el peronismo estaba dividido. Ruperto Godoy encarnaba al neoperonismo y contaba con el respaldo de Enrique Lorenzo Fernández, secretario general de la CGT local. Esta foto tiene un gran valor histórico pues muestra el día que los cuatro dirigentes compartieron una cena en el local de la central local en la avenida España esquina Santa Fe. Poco tiempo después Rucci sería asesinado. (Datos proporcionados por Ruperto Godoy)

Ese partido era el bloquismo cuyo conductor, Federico Cantoni -hombre rápido en cuestiones políticas- advierte que un acuerdo con Perón puede significarle el regreso al poder provincial perdido en 1934.

A Perón le habían advertido sus amigos:

1948 - Ivanisevich en San Juan / El 29 de julio de 1948, el ministro de Educación de la Nación, doctor Oscar Ivanisevich, visitó nuestra provincia y las autoridades de gobierno organizaron un almuerzo en las instalaciones del Colegio Don Bosco. En la foto se observa, de izquierda a derecha, el sacerdote salesiano padre Javit; Humberto Castro (ministro de Reconstrucción); el doctor Elías Amado (ministro de Hacienda); el gobernador Ruperto Godoy; el doctor Oscar Ivanisevich, ministro de Educación de la Nación; el Padre Aimonetto, director del colegio; Rinaldo Viviani, ministro de Gobierno y el maestro Chiesa. Al frente de la mesa: Carlos Riedrich, sacerdote salesiano; Aristóbulo Alvarez, intendente de la ciudad; el padre José Carrone; Baltazar Zapata, vice gobernador de la provincia; y el padre Ernesto Dab. Al costado de la mesa, con delantales, los sacerdotes Frank, Bauden y Bruno Bartolomé. (Foto perteneciente al Archivo del Colegio Don Bosco)

-¡Cuidado con Cantoni, coronel, es inmanejable!

-Miren, muchachos, el peronismo no es un partido, es un movimiento. Y como tal se nutre con gente de todos los sectores. Claro que van a venir radicales, socialistas, bloquistas... Pero todos van a terminar siendo peronistas.

1950 - Ruperto Godoy en un partido de fútbol / En 1950 el Club Atlético de la Juventud recibió en el Estadio Abierto la visita del Club Atlético River Plate. El partido convocó a una multitud y no faltó el gobernador de la provincia, Ruperto Godoy. El primer mandatario presenció el partido luego del intercambio de banderines y saludos por parte de los capitanes de los equipos, Loustau y Solera, el izamiento de banderas y una salva de 21 bombas de estruendo. El partido finalizó con el marcador 6 a 3 a favor de los millonarios.

-No se olvide coronel que lo mismo pasó con el radicalismo en los años 20. Cantoni terminó enfrentando a Irigoyen y conduciendo su propio partido.

No obstante las advertencias, Perón aceptó participar de un acto que organizó Cantoni.

Ese fue el día que se enfrió su entusiasmo por Federico.

1948 - Primer tramo del Canal del Norte / Durante el gobierno de Ruperto Godoy, y siendo ministro de Obras Públicas el enólogo Luis Cattani, se realizó la obra hídrica del Canal del Norte. En esta foto, tomada en 1948, se puede observar a parte del gabinete inspeccionando la obra luego que se concluyera el primer tramo. (Foto proporcionada por la familia Cattani Beretta)

Estaba lleno el Estadio del Parque de Mayo.

Y eran muchos los que vivaban al joven coronel que entusiasmaba a los trabajadores.

Pero una gran parte de la tribuna era ocupada por cantonistas. Y de allí salía un sólo grito:

-¡Viva Cantoni, carajo!

1950 - Ruperto Godoy entrega barrios / En la imagen, el gobernador Ruperto Godoy anunciando a los obreros la adquisición de los barrios de emergencia para ser vendidos a sus pobladores en módicas cuotas. La fotografia es de 1950.
1949 - Godoy en los actos de la Semana Sarmientina / Siendo gobernador de la provincia Ruperto Godoy, se firmó un decreto en el cual se estableció que todos los 11 de septiembre se inauguraría una escuela en San Juan. Fue así que en el último periodo de su gobierno, se creó la escuela de Pozos de los Calderones en El Encón; la escuela República de Chile, en el Mogote y la de Educación Popular en Valle Fértil. En la foto aparece el gobernador Ruperto Godoy, acompañado por su esposa Elida Basualdo de Godoy, y por Eusebio Baltasar Zapata, a cargo de la vicegobernación. También está con ellos el profesor Ramón Horacio Carrera, miembro de la Dirección General de Escuelas, quien tenía a su cargo la ubicación y emplazamiento de los establecimientos escolares ante el Consejo de Reconstrucción. (Foto y datos proporcionados por el doctor Hermes Francisco Carrera)

Dicen viejos justicialistas que Perón se fue con bronca de San Juan. Y aunque no cortó relaciones con el bloquismo, se decidió llevar fórmula propia en las elecciones.

Es así como surge un nombre: el doctor Juan Luis Alvarado, un veterano dirigente proveniente del grupo FORJA, de la Unión Cívica Radical.

Dicen que Mercante fue el hombre que más influyó para que el compañero de Alvarado fuera un hombre que en el ministerio de Trabajo había demostrado fidelidad y una entrega total: Ruperto Godoy

Como en todo el país, el Partido Laborista arrasó en San Juan.

Godoy no sólo era el vicegobernador.

Para Perón, para Evita, para Mercante, era "el hombre del peronismo en San Juan".

En política nada es estático. Todo está en continuo movimiento. A cada acción se produce una reacción.

El caso es que el 12 de febrero de 1947 renuncia Alvarado, asumiendo el gobierno Godoy. Estaba próximo a cumplir 49 años.

A todo esto, Federico Cantoni considera que existiendo el peronismo, no tenía razón de ser un peronismo opositor. El caudillo congela su partido y es designado embajador en la Unión Soviética.

Mientras "don Fico" se va a Rusia, llevando entre sus colaboradores a un joven abogado que años después sería gran protagonista de la política sanjuanina, llamado Leopoldo Bravo, muchos bloquistas se suman al peronismo, al que ya no dejarían nunca.

Entre los que se suman estaba un joven profesor de literatura, Eloy P. Camus, quien años más tarde sería gobernador de San Juan y conductor del Partido Justicialista.

1949 - Visita presidencial / En 1949, el gobernador de San Juan, Ruperto Godoy, recibió al presidente de la Nación Juan Domingo Perón y a su esposa Eva Duarte, en un acto multitudinario en el Parque de Mayo. La visita se realizó en el marco de la campaña solidaria que se había encarado a fin de recaudar fondos para iniciar las obras de reconstrucción de San Juan, que había sido desvastada por el terremoto de 1944.
Ruperto Godoy

Godoy en familia

Ruperto Godoy estaba casado con doña Hélida Basualdo, hija de Honorio Basualdo –conservador de gran actuación política en los años 30- y de Amelia Correa. Muchos años mayor era don Ruperto que su esposa, que sólo tenía 17 años cuando se casó.

El matrimonio Godoy Basualdo tuvo dos hijos: Ruperto Honorio, que nació en Rosario y Juan Carlos, que murió con sólo dos años.

Precisamente Ruperto Honorio, que luego sería gobernador durante poco más de 40 días en los años de la Revolución Argentina, era con 25 años el secretario privado de don Ruperto.

Perón fue providencial para Ruperto Godoy. Hasta la aparición del general, su vida fue sencilla y sin mayores ambiciones. Pero él estuvo en el lugar justo y en el momento justo. Y desde ese momento todo cambió.

Quienes fueron colaboradores de Godoy recuerdan que “pocas veces se debe haber dado un caso de tan estrecha relación entre un padre y un hijo. Peto hijo sentía respeto, admiración, amor, casi adoración por su padre.

Y lo mismo ocurría con don Ruperto por su hijo. Al extremo que a las 7 de la mañana ya estaba Godoy llamando a la puerta de la casa de su hijo para encargarle tareas y preocupado hasta de lo que comía cuando engordaba un poco.

-No comas eso que vas a engordar-, recuerdan que decía el padre. Y Ruperto hijo detenía el tenedor haciendo caso a su padre a pesar de ser ya un hombre.

1950 - Eva Perón en el entierro de Ruperto Godoy / El 30 de mayo de 1950 murió el gobernador de San Juan Ruperto Godoy. Miles de personas acompañaron sus restos hasta el cementerio de la Capital. Entre ellas, una visitante en el apogeo de su fama y poder: Eva Duarte de Perón. Cerca de Evita - a la que puede distinguirse al centro de la fotografía- se advierte la presencia de José Amadeo Conte Grand (extremo izquierdo), Pablo Ramella, Eloy P. Camus (atrás de Evita) y quien luego sería gobernador electo, Rinaldo Viviani. Poco tiempo después fallecería Eva Perón. (Imagen publicada en el libro “El San Juan que Ud. no conoció”, de Juan Carlos Bataller - Foto proporcionada por Eduardo Graffigna).

Godoy era hombre de “buena mesa’. Le gustaba comer e invitaba amigos. Benita, la cocinera de la Casa de Gobierno en aquellos años, le preparaba sus platos preferidos, bajo la atenta supervisión de doña Hélida, una experta en el arte culinario que cuando murió el gobernador se dedicó a dar clases de cocina.

Doña Hélida siempre fue la que atendió las cuestiones económicas de la familia pues Godoy además de desprendido era un hombre absolutamente desinteresado en cuestiones de dinero.

Los tres mandatarios del proceso militar que se inició en 1966: Edgardo Gómez, José Augusto López y Carlos Enrique Gómez Centurión. Durante 40 días también gobernó Ruperto Godoy.

Era, además, un hombre que dormía muy poco. A las 7 de la mañana ya estaba en funcionamiento. Y no paraba hasta las 3 de la tarde por lo general. Volvía a su despacho a las 5 y a las 11 de la noche caminaba los pocos metros que lo separaba de la residencia que ocupaba en la casa de gobierno donde dormía un rato. Pero a las 2 de la mañana ya estaba de nuevo en pie y con sus amigos y colaboradores Carlos Guimaraes –que era jefe de Policía- y César Camargo salía a recorrer comisarías.

-A la policía hay que controlarla, especialmente de noche–, decía el gobernador.

Ruperto Godoy y Rinaldo Viviani

Una vez por semana, en los jardines de la Casa de Gobierno se realizaban las audiencias públicas. Se colocaba un escritorio y don Peto se sentaba detrás, mientras apoyaba la pierna lastimada en un banquito que le acercaban. Una multitud concurría a esas audiencias. Era el peronismo de los primeros tiempos en su máxima expresión.

-¿Y a vos que te hace falta? –, preguntaba el gobernador.

-Yo necesito una máquina de coser, señor gobernador.

-Anoten nombre y dirección y la envían hoy mismo-, decía Godoy.

Y ese mismo día llegaba la máquina de coser a la casa de quien la había pedido.

Ruperto Godoy

Godoy era, por sobre todas las cosas, un hombre con gran sentido práctico.

Una anécdota contada por el historiador Horacio Videla lo pinta de cuerpo entero.

En 1948, el peronismo era muy afecto a estatizar empresas. Había pasado con la electricidad, los teléfonos, los ferrocarriles.

En San Juan se hablaba de privatizar el Banco de San Juan, entonces entidad mixta.

Don Ruperto Godoy llamó al jefe de abogados del banco y dió una orden terminante:

-Pare inmediatamente el proceso de provincialización. Gobierno con banco queda mal con los amigos o el banco es el descrédito del gobierno.

Además de su hijo Ruperto, Godoy tenía otros hombres que eran sus amigos personales y de confianza.

Entre ellos estaban los ya nombrados Guimaráes y César Camargo. Otra persona muy cercana a los afectos de Godoy era su médico personal, el doctor Ramón Peñafort y también lo visitaba casi diariamente, su kinesiólogo y amigo Rieznik.

Godoy fue el primer gobernador que vivió en la Casa de Gobierno, donde existían cuatro casas hoy destinadas a oficinas.

En la Residencia de Gobierno también ocupaban casas el presidente de la Cámara de Diputados, don “Balta” Zapata, medio hermano del gobernador y el ministro de Reconstrucción, ingeniero Juan Melis. Durante algún tiempo, Peto hijo y su esposa, Marta Echegaray, ocuparon una pequeña vivienda ubicada en el sector que da a la avenida Libertador, adonde luego estuvo la dirección de Tránsito.

La muerte del gobernador

Durante los festejos por el triunfo electoral de 1950, que le permitiría gobernar San Juan por cuatro años más, Godoy sintió fuertes dolores en el pecho. Lo atendió el doctor Castillo Odena, quien diagnosticó un infarto. Quisieron internarlo pero el gobernador se opuso.

Contra los consejos médicos, continuó atendiendo a las visitas desde su lecho de enfermo.

El 28 de mayo, a las 23, los doctores Juan Torcivia, Carlos Basualdo, Ramón Peñafort y Antonio Torcivia dieron un parte médico donde explicaban que Godoy “ha sufrido una repentina indisposición a consecuencia de su intensa actividad desplegada en los últimos tiempos, que hace necesario someterlo a un reposo absoluto”.

El día 30 de mayo de 1950, murió Godoy.

Y es en ese momento donde se descubre la dimensión que había tomado la figura de Ruperto Godoy.

Porque ese hombre rengo, de infancia poco feliz, que hasta pocos años antes podía encontrarse todos los días en la Plaza 25 de Mayo o en la confitería La Cosechera, charlando con amigos, fue capaz de reunir en su despedida final la mayor concentración humana que se recuerde en la provincia.

Nunca se vio una cantidad igual de coronas.

En la Casa de Gobierno, donde se realizó el velatorio, se calcula que había más de dos mil y ocupaban todos los rincones. No quedó una flor en la florería y el diario Tribuna informó que “los jardines de San Juan han quedado exhaustos”.

Hasta vino Eva Perón

A las exequias vinieron Eva Perón –su gran amiga- en un tren especial, el ministro de Comunicaciones de la Nación y otras autoridades.

Pronto se impondría el nombre de Godoy a la calle General Acha, a escuelas, a barrios y hasta a una estación ferroviaria de la provincia de Buenos Aires.

Y es acá donde cabe una reflexión.

La inteligencia, la astucia, los conocimientos, todo es importante en la vida.

Pero también es importante estar en el lugar justo, en el momento justo.

Y Godoy, un hombre que reunía condiciones pero que no era ni un orador brillante ni un intelectual de renombre ni un avispado hombre de negocios, fue el hombre justo de un momento.

No necesitó de décadas de ejercicio del poder para ganarse el corazón de la gente. Sólo dos años gobernó San Juan.

Simplemente, tuvo la virtud de saber abrir la puerta cuando la historia pasó a su lado.

Volver al índice


El 15 de diciembre de 1995 los Estados miembros de la Unión Europea acuerdan en Madrid la creación de una moneda única, el euro.
Seguir leyendo.

San Juan al Mundo - Servicios


Lo mejor de la TV

Lo mejor del cine

Qué comemos hoy?

Sorteos

Radios online

Diarios del mundo

Autos

Qué hacer en San Juan

Humor

Servicios y datos de interés

Trámites y contactos

Temas generales

Blogs del mundo
USO DEL MATERIAL DE LA FUNDACIÓN


QUIENES SOMOS CONTACTO SUSCRIBIRSE


Diario la Ventana | Bataller Intimista | La Ventana San Juan | El Nuevo Diario